Google No aprendemos

4 de noviembre de 2008

Todo pasa, el paro queda... pero lo nuestro es pasar

Recordaba yo, viendo el "apasionante" partido entre el Madrid y la Juve, que todavía andaba algo resentido de los retortijones que me produjeron ayer, en pleno frenesí electoral de allende los mares, las noticias de mediodía en Antena 3 y me he dicho "me subo a contarlo, que me aburro". No tenían desperdicio. Podían alimentar ellas solas los más variados debates sociológicos, dentro o fuera de nuestras cabezas. Carnaza como el papel de la prensa en la España de hoy, la talla de los políticos que nos representan, la idiosincrasia del españolito de a pie, la influencia de la prensa y de los políticos en el españolito, la responsabilidad del españolito en la prensa y los políticos que tenemos... todo esto daría mucho juego hace apenas un siglo. Hoy parece que no interesa. Después de veinte minutos de reloj, el telediario de Antena 3 decidió por fin abandonar las "elecciones USA" para contarnos la espeluznante cifra del paro en el mes de octubre (casi 200.000 nuevos parados) y el brutal crecimiento de empresas que han tenido que recurrir al concurso de acreedores (un 260%) en este último trimestre.

A continuación pudimos ver cómo la oposición al gobierno se dejaba fotografiar en torno a una mesa que emanaba paz y sosiego y en la que destacaba la presencia, una vez más, del señor Fraga. El mejor favor que le podía hacer Antena 3 al PSOE era colocar ahí esa estampa. Más imágenes para el subconsciente colectivo. A la que comentaba el otro día del liderazgo estadounidense para no tener que buscar responsables en casa se unen la de la complacencia y la inactividad del Partido Popular. Y además que se vea bien a Fraga, que como es el personaje más popular del momento... Le están haciendo la cama a Rajoy y no se entera. Además él mismo está "remetiendo" las sábanas.


Por si fuera poco también anunciaron ayer los datos sobre dogradicción en España. Los reyes de la coca nos van a llamar, aunque el ministro se encuentre muy esperanzado. Será porque en esto sí pertenecemos al G-8.


Ya no sé que me revuelve más las tripas con los telediarios, si esto que pudimos ver ayer o lo que vemos todos los días: "un hombre apuñala a su mujer y a su suegra en una comida familiar", "dos hombres mueren en una reyerta", "le cortan la mano en una discusión por una cerveza", "tres miembros de una familia fallecen al empotrarse el coche contra un camión que invadió su carril", "dos perros asilvestrados le arrancan la cara en la puerta de su casa"... Eso es periodismo, sí señor. País de borregos... Debería volverme a ver al Madrid, a ver si así se me pasaban las penas...
Leer más...

3 de noviembre de 2008

El presidente de Estados Unidos será... americano

Por si a alguien le queda alguna duda, le repito el titular: el presidente de Estados Unidos será americano. Estadounidense para más señas. Claro, claro... ya sé que Estados Unidos es la nación más poderosa del planeta, la que ha ostentado hasta la fecha el liderazgo mundial en lo económico y lo político, la que decide quién puede opinar y quien debe cerrar la boca en la esfera internacional... lo que quieran. Lo que está claro es que Estados Unidos es Estados Unidos y España es España y siempre será mejor tener a quién echarle la culpa de todo lo más lejos posible.

¿Por qué llevan dos años bombardeándonos con sus elecciones? No lo sé. Tampoco me explico el éxito del Gran Hermano y ahí está, en su enésima edición. Los hay que dicen que se trata de una maniobra de distracción, como la que achacan a Franco con el fútbol, para que no hablemos del paro, de las hipotecas o de cómo se arrastra nuestro presidente (el que nos representa a todos porque lo votaron más de diez millones de... personas) para que le dejen servir el café en la cumbre de los que parten el bacalao. No lo sé. Los hay que opinan que estas elecciones son de interés general, por aquello de lo de la primera potencia mundial y tal. No lo sé. Algunos llegan más lejos y colocan en las manos del futuro presidente norteamericano nuestro futuro, el de todos los ciudadanos del planeta. No lo sé. Lo que sí está clarísimo es que, llegados a este punto, a unas horas de su cita electoral, nos desayunamos con el tándem Obama-McCain y pasamos el día entero con ellos a poquito que nos despistemos, esto es, a poquito que tengamos algún contacto con la prensa.


En el ascensor ya no se habla del tiempo, hemos cambiado el "parece que ya ha llegado el frío" por un "parece que va a ganar el negro" (perdón, no es políticamente correcto, pero en los ascensores españoles ya se sabe...). Los principales periodistas del país se han marchado a Washington, donde las naranjas, a retransmitir desde allí sus programas de estos días y contarnos de primera mano cómo se desarrolla el asunto. Ni lo Juegos Olímpicos habían generado tanta expectación. Se han empeñado en convertir estas elecciones en asunto planetario y lo han conseguido. Pero también se han empeñado en que nos decantemos por uno u otro candidato y ahí sí que me da la risa... la mayoría lo hace. Y lo razona, que es peor.


No critico que la gente tome partido por alguno de ellos. Yo hay veces que me trago partidos de fútbol de ligas extranjeras, que ni me van ni me vienen, y a los diez minutos ya "voy con" uno de los dos equipos. El que mejor juegue, claro. Con tanto editorial , tanto reportaje, tanta entrevista y tantas declaraciones, lo normal es que cada uno tenga su preferido. Con algo hay que entretenerse y si es así de barato, miel sobre hojuelas. Pero lo que no me parece normal es que muchos no se limitan a tomar partido sino que lo convierten en casus belli y se entregan en cuerpo y alma a la tarea de defender a uno y atacar a otro, como si les fuera algo en ello más allá del orgullo deportivo.


Un poco de seriedad. El futuro presidente de Estados Unidos será, como decía, americano. Gobernará para los americanos. Unas veces condicionado por unos lobbies y otras por otros, unas mediatizados por el orgullo patrio y otras por la imagen exterior, que importa. Sea republicano o demócrata, será siempre americano. Y a nosotros debería darnos igual. ¿Por qué no se hace lo mismo con el dirigente chino?


Mi hipoteca va a seguir los mismos derroteros con uno que con otro pero, gane quien gane, habrá quedado en el subconsciente colectivo que aquí quien manda es Estados Unidos... y así será más fácil echarles la culpa de todo. Que no aprendemos, leche.
Leer más...

21 de agosto de 2008

El accidente de Barajas... entre mariñas y patiños

Lo de la prensa de este país me sigue produciendo urticaria. La última ha sido el lamentable accidente en el aeropuerto de Barajas en el que de momento, y esperemos que quede ahí, han perdido la vida 153 personas. Casi todas las cadenas de televisión dedicaron la tarde entera al mismo, a mi entender unas con mayor acierto que otras. El amarillismo del programita de A3 me destiñó la alfombra con su versión “tómbola” del accidente. La Primera mantuvo, a mi juicio, un correcto rigor informativo mientras que Telemadrid parecía dudar entre competir con este rigor o hacerlo con las dosis de morbillo que barajaba A3... La duda deslució el resultado. El resto de privadas llegó algo más tarde a la lucha por la audiencia y el tono general me pareció tan lamentable y yo ya estaba tan cansado de accidente que no le presté ninguna atención (aunque recuerdo entre zapeos unos titulares de la Sexta anunciando lo que venía a continuación sobre el accidente que me recordaban a los que se usan para anunciar unas declaraciones explosivas de famosillo contra famosillo de esas que se gastan los del corazón... patético).

A eso de las 8 de la tarde la cosa ya estaba más bien clara: un avión se había caído en Barajas al poco de despegar, las víctimas mortales rondaban los 150, había sido un accidente, las causas las determinarán las cajas negras, los heridos estaban hospitalizados y todo el mundo estaba consternado. Todo político que se precie había suspendido sus vacaciones y acudían (¿?) al lugar del siniestro y se estaba reanudando la actividad normal del aeropuerto. Muy bien. Ya no hace falta seguir mareando la perdiz. Ya estaba toda la información que se podía dar atada. A partir de ahí entramos de lleno en el “reality show”.

De hecho, la continuidad de estos programas no hacía otra cosa que apoyarse en testimonios morbosos de testigos, medio testigos y transeúntes sin testimonio... y en la velocidad de no retorno, por supuesto (cuántas veces pude escuchar ayer lo que era la V1 -o la V3, según que cadena). El que volaba después, el que no volaba, el que creyó ver, el que vio, el que oyó, el que no oyó pero le contaron, el que su hija es azafata, el que una vez se salió de la pista, el que tiene miedo a volar y el que siempre ve muchas palomas en la pista... bazofia. Vaya forma de frivolizar. Que si el piloto pudo o no pudo, que si dijo, que si pensó o que si dejó de pensar, que los expedientes de empleo por aquí y los aviones antiguos por allá. Coño, que tienes a varios cientos, si no miles, de personas pendientes de saber si han perdido un ser querido. Menuda mierda de prensa tenemos.

Espero que la mayoría de familiares anduviera entretenida averiguando la identidad de las víctimas y no viendo la tele porque yo en su lugar le habría tenido que incrustar un ladrillo a la pantalla... que la mía todavía no es plana y le cabe. El caso es que todo el que estuviera directa o indirectamente afectado por el accidente lo debió pasar fatal esperando la confirmación del número de supervivientes (única abrazadera para la esperanza) mientras le adornaban la información con unos entremeses más propios de “mariñas y patiños” que de un informativo (sí, esos que se han convertido en crónicas de sucesos... la imaginación al poder).

Y para colmo esta mañana, escucho en el programa de Herrera a una tertuliana, periodista ella, quejarse de RTVE porque emitió el partido de fútbol y cortó el especial informativo. Pero vamos a ver, buena mujer, que ya estaba todo dicho, que hay que respetar a las víctimas, hay que respetar a los espectadores y hay que respetarse a uno mismo. Que tiene narices que termine yo defendiendo a Televisión Española, pero leche... que ahí acertaron.

Si tuviera algún sentido atemorizar a la gente y manipularla para que no cogieran aviones vale, pero esto es absurdo, que estamos hablando del medio de transporte más seguro que hay. Que en España se mueven al año más de 200 millones de personas en avión (208.510.206 pasajeros en 2007 según el Ministerio de Fomento).

Si pusieran el mismo empeño en concienciarnos sobre los accidentes de coche a lo mejor bajábamos esos 2.741 fallecidos en 2007. Y detrás de cada accidente de coche también hay una historia sobre la que dramatizar si se quiere. El que celebraba su despedida de soltero y se casaba al día siguiente, el padre que perdió mujer y cuatro hijos de golpe, el que permaneció 8 horas tirado en una cuneta, el quemado, el desgajado, el parapléjico... Si quisieran volvernos más prudentes ya podían hacer lo mismo con los accidentes de tráfico.

En fin, que ya tenemos pastel para la última semana de agosto. Acompaño a las víctimas, los que quedan aquí, en su dolor, y pido un poco de respeto. Para ellas y para todas las demás víctimas. Las de los periodistas también.
Leer más...

26 de febrero de 2008

Rajoy derrota a ZP en su terreno


No me gustó el inicio de Rajoy en el debate. Nervios, cifras, miradas extraviadas... todo parecía presagiar lo peor. Fue breve, el líder popular se rehizo en su segunda intervención y empezó un vapuleo que no muchos se atrevían a vaticinar. Contundencia, cercanía, ciudadanía... Rajoy ha desplegado un repertorio poco trabajado por el PP esta legislatura pero que puede ser eficaz a estas alturas de la película.



No es cierto que el rival, el presidente Rodríguez, sea un pelele fácil de batir, como dicen muchos. Su falta de argumentos, la nula eficiencia de su mandato y la carencia de principios básicos las suple perfectamente con un discurso que, por vacío, no deja de reforzar las ilusiones de sus seguidores. Tono firme, frases cortas, repetidas, insistentes... Tiene que machacar las tres ideas que sustentan su campaña: no hay crisis, el PP no le apoya nunca y el PP miente. Para sus fieles es suficiente. Donde no hay mata no hay patata.



De la primera no hace falta hablar porque la sufrimos todos. La segunda no merece comentario, sólo faltaba que el PP apoyara la érratica del poder. Y la tercera es un arma de doble filo cuando el que la enarbola es un mentiroso compulsivo.



No sabía yo si Rajoy las iba a saber explotar todas, no las tenía todas conmigo, la verdad, pero esta noche he disipado mis temores. Vaya baño le ha dado a Rodríguez. Qué recital. Se lo ha merendado mordiéndole donde más le duele: en sus tres tristes argumentos. Sin dispersarse. Al grano. Dejándole al todavía presidente el 11-M, Aznar y las zarandajas de la crispación. Sin ensañarse con las tensiones, los aviones de campaña y las agresiones universitarias. Tocando la música que queríamos oír. Los acordes más simples que se oyen en la calle: poder adquisitivo, paro, inmigración, ETA... Sota, caballo y rey. Por eso abría tanto los ojos Rodríguez. No se lo podía creer. "Si Mariano habla así de sencillo lo van a entender hasta mis votantes", debió pensar.



Lejos de amilanarse, lo cierto es que el presidente de los socialistas, con los párpados enrojecidos del esfuerzo, reseco el lagrimal, ha repetido hasta la saciedad que todo va de lujo, oiga. Vengan y vean. Para el niño y la niña, señora. Lo nunca visto hasta ahora, caballero. Duros a cuatro pesetas oiga... Rodríguez se ha marcado un farol peligrosísimo para sus intereses. Le acaba de decir a la millonaria audiencia del debate que el caballo blanco de Santiago es rojo. Ya verás la que se lía como alguno abra los ojos.



La principal baza de los socialistas, su demoledora presencia ante cámaras y micrófonos, capaz de empequeñecer al más pintado, se les ha vuelto en contra. Rodríguez ha quedado atrapado en la pantalla delante de todos los españoles... desnudo, débil, incapaz...



Otra gallo nos cantará en las urnas. Ya sabemos que en España se vota en función del bando de nuestros abuelos en la guerra, un acto totalmente reflexivo muy propio de quienes se están jugando sus habichuelas. Pero qué más da. Hoy hemos disfrutado con un tête a tête clarificador. Ya nadie tiene excusa. Hoy hemos visto lo que vale cada uno, ahora que cada uno haga con su voto lo que le venga en gana, que para eso somos mayorcitos. Eso sí, después que nadie se queje.



Leer más...

17 de enero de 2008

El PPerro del hortelano

No deja de llamarme la atención las distintas lecturas que se están haciendo de la marejada que ha sacudido Génova estos días. No abunda precisamente el sentido común en las que provienen de políticos y periodistas, lo que no es de extrañar. Los intereses de unos y otros no les permiten analizar "la jugada" en público con la misma lógica que aplican a sus quehaceres personales. Seguro, porque inteligencia no les falta a mucho, pero de lo que van sobrados todos es de ambición y mala leche.

En "la jugada" intervienen directamente tres personajes: Rajoy, Aguirre y Gallardón. Cada uno ha jugado sus cartas y no sé si alguno ha obtenido, está obteniendo u obtendrá el resultado previsto.


Rajoy, del que dicen desde distintos frentes (cada uno con sus razones, no olvidemos que para los medios es fundamental posicionarse con "su" candidato para algún día ser el medio del poder) que es el gran perjudicado por demostrar cobardía, impotencia, indecisión y falta de liderazgo, se me antoja a mi como uno de los favorecidos en cierto sentido. Si los niños se alborotan, a la cama sin cenar. Aquí manda papá y papá soy yo, que quede claro. Hasta ahí, bien. Lo que no me convence es que ha mandado a los niños a la cama cuando tocaba recoger los juguetes y no sé si los va a poder recoger el solito.


Mi admirada presidenta Aguirre, esperanza que siempre ha sido para mí de firmeza y sensatez, es encumbrada desde muchos altares pregoneros como la triunfadora por demostrar quién manda, poner freno a Gallardón y mantener su posición en el partido, supuestamente respaldada por la mayoría de barones y mamporreros. Y digo yo... ¿qué es lo que ha hecho? Con lo que le ha gustado siempre criticar los excesos y la verborrea del alcalde y su infantilismo en ciertas "indisciplinas" de partido, se descuelga ahora, a escaso mes y medio de las elecciones, con una endiablada peripecia cargada de inquina femenina, esa que tan espléndidamente representó Glenn Close en Atracción fatal. Como hermana mayor, no me sale de los cojones que Albertito recoja los juguetes con papá, si hace falta dejo de estudiar y todos a recoger. A lo que papá sólo puede responder que tururú, que los estudios son más importantes y no se pueden dejar. Lo malo es que ha cabreado a papá y también se va a la cama. El mal rollo en casa es bestial. La tensión deja a todos sin ganas de cenar. ¿Qué te pasa Mariano, cariño? ¿por qué no te quieres venir a la cama?


Y por último Gallardón, Albertito en esta película. El niño rebelde, el empollón repelente que creció bajo la estrella de la eficacia, el político resolutivo que se resiste a cargar con las cadenas del pasado, uno de los pocos políticos que afortunadamente no juegan a eso de la izquierda y la derecha porque va mucho más adelantado que todo eso. Gallardón tiene una cualidad fundamental, la misma que le pierde y que le convierte a la vez en un privilegiado y en una suerte para sus administrados: tiene visión. Alberto mira muy lejos, lo que le permite ver más allá de las cortinas que tienden algunos, intuir el futuro que se avecina y decidir el camino. Por eso Madrid es ahora mismo el motor de España y comienza a verse con admiración por todo el planeta. Alberto mira muy lejos, decía, también en lo personal, lo que no es criticable. Él sabe que vale y se ha despertado un día con las cejas blancas y muy lejos de la Moncloa, donde le gustaría verse, porque se sabe el mejor. Eso le ha hecho perder los papeles y descubrir al público su ambición. Aunque quien sabe... quizá los nuevos políticos ganarían en credibilidad si fueran siempre con la verdad por delante, quizá no sea del todo criticable, quizá prefiramos las cosas claras desde el principio... Albertito lleva meses, años, diciéndole a papá que le quiere mucho y que mira... a brazo partío papi, tú y yo juntos, nos barbeamos todos estos trastos en un periquete.


Con lo que no contaba Albertito es con la envidia enfermiza de su hermana mayor, la que parecía tan buenecita, siempre atenta con las visitas, servicial con los vecinos y presta para comulgar con los mayores. Esperanzita se ha salido de sus casillas, no ha podido soportar que el listillo travieso de la casa le pasara por al lado y ha estallado de cólera. La bronca ya está liada, pero la que no está dejando comer es ella. Esperanzita es la pperra en esta "jugada".
Es una pena, pero las manos que la apoyan por detrás se han pasado empujando y han salido en la foto del guiñol. Se ven muchos plumeros por ahí atrás. Plumeros que no han sido capaces de sacar a la gente a la calle a gritar "Zapatero dimisión" cuando acaba de reconocer que nos mintió una y mil veces. Plumeros que estaban, quizá, más entretenidos en buscarse sus parabienes que en trabajar por y para los españoles, como pasa siempre. En veinte años de filiación popular, siempre vi más de estos que de aquellos, por eso me da asco la política.


¿Ahora qué? ¿A seguirnos peleando? ¡¡¡A currar coño!!!! ¡¡¡Que no aprendemos!!!


Recomiendo una visita por esta página de la petición de votos de abajo, aseguran que van directas al buzón de Génova y lo que no cabe duda es que es el foro más calentito del momento.



Flash player required
Creo que Gallardón es el futuro, quizá no del PP, pero sí de la política. Como lo son Rosa Díez y José Bono. Gente con criterio, gente de bien. Ambiciosos, como lo somos todos, pero sinceros, sin más máscaras que las necesarias para sobrevivir en la jungla.
Leer más...

15 de enero de 2008

Primera colleja para la SGAE socialista: llega el futuro

Tenía que llegar en algún momento. Estamos todos hablando de la estupidez de un canon que nos retrocede a los tiempos de Maria Castaña en beneficio de unos terroristas sin sangre y la historia se escribe sola: una discográfica decide trabajar bajo licencia Creative Commons y pide incluso en la portada de su primer disco que lo copiemos y lo enviemos a todos nuestros amigos.

No sé qué tal estará el disco, sale a la luz el día 21, pero como valga la pena me lo llevo al coche, lo pongo en el blog, en el ipod (aunque sea para volverlo a guardar en su caja –qué regalo más majo para aislarse del mundo… el que quiera, claro) y hasta en el despertador. Ya dije al respecto que la fórmula es esa. El que vale vale y el que no, a vivir del canon.

Creative Commons acaba de cumplir 5 años y llama la atención que España es el país que registra más creaciones bajo esta fórmula. Por el contrario, nuestros políticos y artistas, secundados por casi todos los periodistas, son partidarios de seguir anclados en costumbres cavernarias que tienen muy poco de socialistas. La falacia de estas gentes no quiere ver el final. Nada de extrañar teniendo en cuenta que si no hay libre acceso a la cultura, muchos seguirán siendo incultos y, por ende, carentes de visión. El incapaz, en plena sociedad del conocimiento, se vuelve más incapaz a mayor velocidad que antes si continua empecinado en fórmulas arcaicas, como la de subvencionar los bodrios del cine español, que continúa cayendo en picado. ¿Por qué no nos subvencionan a todos?

Aprovecho para felicitar desde aquí al diario 20 minutos por ser el primero en apuntarse a la libertad de la información. Bienvenidos al futuro.




Nota: La discográfica es Urlyd.
Leer más...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...