Google No aprendemos

29 de diciembre de 2010

Me han militarizado el blog

Me la han jugado con el truco de la bombilla de bajo consumo. Nunca pensé que podíamos llegar a esto. Cuando esta mañana me he acercado al ordenador, café en mano y todavía con las legañas puestas, he notado que algo no iba bien. Una sombra tras el teclado delataba una presencia imprevista. Allí, agazapado tras el cable del ratón (el próximo será inalámbrico, hay que aprender de la historia), asomaba imperturbable "el enviado", un militar polimerizado de no más de 10 cm. de altura que pretende que atienda mis obligaciones con este blog con más dedicación.

A menos de dos cuartas de la escena, medio destrozada por una de sus caras, yacía la caja que, cual caballo de Troya, había servido a mi visitante castrense para colarse en mis dominios. "¡La bombilla de los cojones!", es lo único que he acertado a decir recordando que por fin me acerqué a recogerla a Correos. La curiosidad por conocer la bombillita de marras no sé si me matará, pero empieza tocando las narices.

No saben los zapateros. El Estado de Alarma tiene estas cosas y con dos militares detrás de cada controlador y la previsión de tener que enviar una compañía de zapadores a cada estadio de fútbol para que se juegue la Liga el 2 de enero, Rubalcalvo ha decidido militarizarme "de a poquito", minimizando costes, que no está el horno pa bollos.

Es verdad que ya casi no escribo pero la medida me parece excesiva. El caso es que aquí estoy... al pie del teclado, preguntándome por la política 2.0, esa que no resuelve los conflictos a golpe de madelmán, y viendo la forma de acercarme a calentar otra vez el café sin que me dispare mi amigo.

En fin... con este aquí todo el día, tendré que escribir más a menudo... lo siento ;)

Felices Pascuas a todos... y recuerden: las bombillas de bajo consumo pueden ser peligrosas.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...