Google No aprendemos

31 de octubre de 2006

La calculadora del agua

Piensa la ministra Narbona que 60 litros de agua al día son suficientes para los españoles, no sé si para todos los españoles o para algunos más que otros, ni si se computaran aquí los ilegales o no..., el caso es que parece que la ministra se ha dejado hacer las cuentas y no ha mirado su factura del Canal.

Así, a bote pronto, 60 litros pueden parecer muchos. Joroba, cuarenta botellas de litro y medio de las que se llevan la puerta de mi nevera contra la pared cada vez que la abro. Pero 60 litros no dan ni para ir mínimamente aseado por la vida. A saber:

Una ducha se lleva ya sus 50 litritos. La lavadora, de promedio, consume unos 100 litros más... Yo ya estoy excomulgado. A mí con estas dos ya me han parado los civiles para quitarme los puntos. Y reconozco que yo no lavo las cortinas sino de higos a brevas, dejo que el mantel me suplique que lo deje descansar y espero que la "refrescante fragancia" de las toallas me recuerde que en casa no me las van a venir a cambiar. Aún así, si no me equivoco, una lavadora cada tres días cae, entre dos. Es decir, 500 litros por cabeza al mes... unos 16 diarios... ya nos hemos pasado. Menos mal que no me baño (150 litros) y que no me da por tener toda la casa oliendo a flores recién cortadas, porque si no iba a flipar con los cálculos.

A esto, claro, hay que seguir sumando.

La cisterna vierte 9 litros de agua cada vez que la utilizamos (si no es de las antiguas o no tiene pérdidas). En el mejor de los casos, pasando todo el día fuera de casa, por lo menos caen tres: "buenos días Roca", "por fin en casa" y "un pis y a la cama". O sea, 27 litros más.

El lavado de dientes es quizá la única vez que hago eso de no dejar correr el agua, y aún así seguro que se va otro litro entre pitos y flautas. Pero para lavarse las manos... yo gasto más agua quitando el jabón que he desperdigado por el grifo y alrrededores que dejándolo abierto mientras me lavo. Descartado. Idem con el afeitado, ahora uso eléctrica pero con cuchilla se tiraba una "hartá" de agua. Que venga un ecologista de esos a decirme qué prefiere, que gaste electricidad o agua, o si es que quiere que vaya hecho un cerdo, pero que deje de hacer demagogia y me lo diga clarito.

Y saliendo de la higiene personal y textil, vámonos a la cocina: dicen que el lavavajillas consume dos litros de agua por cada cubierto completo. Es decir, por persona al día necesitamos 4 litros de agua para fregar los platos. Y para ensuciar los platos tendremos que haber cocinado, más agua (aquí ya no tengo datos, cada cual que eche la imaginación a volar y se vea a sí mismo en esas lides) y no poca precisamente.

Y la cocina y los baños se friegan, por lo menos en mi casa, y por lo que pesa el cubo, multiplicando aquí, sumando allá y dividiendo después, ya nos cae otro litro. Y se me olvidaba la terraza y ¡leche!, o con el vinagre de mi vecina Pepi o con las ceras de Kraft, ¡al parqué también se le da agua! ¿Querrá la ministra que no brillen tanto mis suelos?

¿Y mis hortensias? ¡Asesina! ¡Esta mujer no quiere que riegue las hortensias! Menuda ministra de medio ambiente está hecha.

También tendremos que beber... aunque ya estamos en los 100 litros, y tirando por lo bajini, y se nos pueden atragantar los dos litros que recomiendan los médicos.

Vamos, que los 147 litros por cabeza y día de los madrileños, por mucho que digan que es consumo urbano y que están incluidos el riego de parques y jardines y el baldeo de calles, está claro que no es nada disparatado. Dejarlo en 60 es una utopía. Subir el precio del agua..., pues hombre... yo escribo esto para reirme de la Narbona y su calculadora, de cómo nos quiere vender la moto y de lo mal que le han explicado la jugada, pero es verdad que escasea el agua y que sólo entendemos el lenguaje del dinero.

Seguro que sólo nos suben dos euros al mes, lo mismo que me fumo yo en un rato, y el agua bien vale la pena, que hay poca. Podría despotricar por el Plan Hidrológico Nacional, pero no viene al caso. Creo que más de uno está sacando los pies del tiesto con esto y sólo es cuestión de sentido común. El agua escasea y se debe regular su consumo. Y que nadie me diga, como he oído ya en la radio, que "otra vez nos quieren echar la culpa a los ciudadanos", porque el agua nos la bebemos nosotros (como nosotros contaminamos con los coches) y aunque esté mal gestionada, no vale cruzarse de brazos, con el grifo abierto, y decir "que hagan trasvases".

Eso sí, ministra, hay que ducharse por lo menos una vez al día... Eche números, que a mí no me cuadra.
Los datos están sacados de www.miliarium.com y www.waece.org

7 comentarios:

Claudedeu dijo...

La ministra Narbona es experta en decir tonterías y reir a carcajada limpia. La risa la tiene bonita -no todo es feo en las socialistas, hay que reconocerlo- pero sus ideas son más feas que picio.

Su "ahorro de agua" es un retorno en toda regla -creo que lo dijo César Vidal hace dos días en "La Linterna"- al racionamiento del Franquismo, el mismo que ellos tanto repudian. Se contradicen mucho, todo hay que decirlo.

Eso sí, poca preocupación por el Medio Ambiente le veo poco a la Ministra. Porque aún me acuerdo -estará en las hemerotecas- una fuga de agua en Andalucía de nosecuántos litros por segundo. Vació, si mal no recuerdo, un pantano entero, y dejó sin agua a los vecinos. Tardaron en arreglarlo un mes, ¡claro!, cuando ya habían crecido pinos y hortensias alrededor de la obra.

Muy buen blog,

Anónimo dijo...

A la vista de las cuentas, creo que igual para 2007 debería plantearme el propósito de ducharme una vez por semana... Soporto bastante bien mi propio olor corporal, me lo podría proponer en plan seña de identidad. Al principio igual la gente no lo entendería, pero en unas semanas seguro que se pasa el mono y la gente se acostumbra a la nueva situación.

Lo mismo con afeitarse y depilarse, parece mentira que no lo sepamos a estas alturas: el pelo es bello.

Está claro que el papel lo aguanta todo, pero cuando se habla del agua, puede acabar mojado.

Un abrazo.

Anónimo dijo...

Eso lo arregla la ministra poniendo desaladoras. Ah..., es que en Madrid no hay playa, vaya, vaya... Pues nada, pues a ver como le digo a mi mujer que me tengo que duchar menos o mis hijos que manchen menos ropa, que se acabó eso de tirarse al barro en el patio del colegio. Y sino, como en siglos pasados, todos al Manzanares a limpiar la ropa.

Anónimo dijo...

Estaba yo pensando... ¿y si nos repartimos el agua que van a usar para verdecer ciertos campos de Castilla (que ya tiene mérito) para montar un campo de golf con unos miles de chalés?
Creo que hay alguien consumiendo los litros que ahorramos unos cuantos sumados al reto del agua. Construcciones de viviendas con empleo de agua del Canal y chóferes lavando coches limpios...
A ver si alguien hace bien las cuentas buscando a los que más consumen, ministra, y menos chistes, caray, que no hay quien le tome en serio.

El Barquero dijo...

Está claro que el agua no es para tomársela a broma, anónimo: en un descuido, cuatro comentarios...

Aunque no estoy muy de acuerdo con la belleza de la sonrisa de Narbona, agradezco tu comentario, Claudedeu, sobre todo el último :)

Alvizlo, espero que no lleguemos a eso pero, por si acaso, quizá deberíamos montar un blog de desaliñados con consejos sobre del tipo de cómo aprovechar la barba para limpiar los zapatos, en seco, claro.

Sobre las desaladoras, como apunta Ripense, se podría escribir largo y tendido: consumo energético, destrucción de fauna y flora... no me creo que aumentando la concentración del sal del mar, no pase nada. Sobre esto se suele hablar de costes, pero los ecologistas (como no) no dicen ni mu de la alteración de ecosistemas.

Siempre bendiciendo "las cosas de la ministra", hay que joderse.

Gracias

Maggie dijo...

Eyyyy... ¿dónde ha ido mi comentario sobre la política ecológica de ZP? Ahhh... misterios de la ciencia.

En todo caso, no dudemos de que aprovecharán para gravarnos con más impuestos ecológicos a las menores de cambio y para culpar al ciudadano de pie de todos los desastres ambientales, como ya han hecho subliminalmente en aquellos anuncios de TVE sobre el agua.

El Barquero dijo...

Oye, pues no me gustan los misterios esos de la ciencia, Maggie. No me digas que escribiste para nada :(

Lo que sí te digo es que nos falta mucha educación ambiental y que algún que otro cambio de conducta deberíamos asumir. No seamos negativos, no significa que los ciudadanos tengamos la culpa de nada, sólo que podemos hacer algo más que ser espectadores. Mira como con el reciclado sí que va calando la cosa.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...